No puedo resistirme a enlazar esta página. Una buena dosis de humor “gratuito”.

Un banquero se niega a prestar dinero a su hijo

Anuncios